Buscar en macroinstantes

jueves, 27 de enero de 2011

Serpientes en España: Mitos, Leyendas y Realidades

Clase: Reptilia
Orden: Squamata
Familia: Colubridae
Género: Rhinechis
Especie: Rhinechis scalaris (Schinz, 1822)


Culebra de escalera (Rhinechis scalaris)
Una de las culebras más abundantes en España.


Todas las culebras son peligrosas

Al contrario, en España casi todas las culebras son inofensivas. En la Península Ibérica las únicas serpientes cuya mordedura representa cierto riesgo para la salud son las tres especies del género Vipera, conocidas como víboras. Las víboras ibéricas son poco peligrosas comparadas con vipéridos de otras regiones, pero igualmente su mordedura es una amarga experiencia y puede suponer un riesgo para la vida de niños pequeños o de personas especialmente sensibles o que desarrollen reacciones alérgicas al veneno.

Por otro lado, las serpientes, incluidas las víboras, huyen ante la presencia de las personas. Solo si se las acosa o molesta reaccionan algunas especies de forma agresiva. Las historias de gente que supuestamente ha sido atacada y perseguida por serpientes son fruto del miedo o afán de protagonismo.

Dejando aparte a las víboras, la mordedura de una culebra hace mucho menos daño que la de, por ejemplo, un gato. Sin embargo se ven pocas personas huir despavoridas ante la presencia de un gato a pesar de ser un animal, como digo, mucho más peligroso.

Las culebras pueden hipnotizar con la mirada, paralizando a su víctima

Falso. Se cuentan historias de pájaros que vuelan en circulo hasta caer en la boca de una serpiente, o bien pájaros que paralizados por el miedo no aciertan a escapar ante la penetrante mirada del ofidio*, o la típica del pastor (o cazador según versiones) que está como ensimismado y no atiende a las llamadas de su amigo, que al acercarse descubre horrorizado cómo una gran culebra lo tiene hipnotizado. Todas esas historias están bien para contarlas por la noche a la luz de la hoguera, pero son completamente falsas. Las culebras no poseen ningún superpoder, ni en la mirada ni en ninguna otra parte. Al carecer de párpados, al igual que las salamanquesas, no pueden cerrar lo ojos, por lo que da la impresión de que miran fijamente, pero es una impresión subjetiva del observador.

*) algunos pájaros pueden dar saltos y fingir que no pueden volar frente a un depredador para atraerlo hacia sí y alejarlo del nido.

Las culebras chupan la leche de las vacas/ovejas/cabras

Falso. Todos los ofidios ibéricos son depredadores y se alimentan de pequeños animales, dependiendo de la especie, como ratones y pajarillos (Rhinechis, Hemorrhois, Malpolon, Vipera), reptiles (Coronella, Macroprotodon), anfibios o peces (Natrix).

Durante la noche, las culebras chupan la leche de las mujeres dormidas que amamantan a su hijo metiendo su cola en la boca del bebé a modo de chupete para que el niño no llore.

¿De verdad es necesario decirlo? Falso. Falso. Falso. Más falso que un billete con la cara de Espinete. Pero hay que reconocer que el que se le ocurrió esta historia tenía imaginación. Es increíble lo extendida que está esta leyenda, pero más increíble aún la cantidad de gente que en pleno siglo XXI la da por cierta o al menos por posible, lo que demuestra el tremendo desconocimiento que sobre estos animales tiene la población en general.

Las culebras clavan la cabeza en el suelo y azotan con la cola a la gente

Falso. Y dependiendo del tipo de suelo, del todo imposible, por ejemplo si es de cemento. Es posible que al intentar coger a una culebra grande te puedas llevar un coletazo en la cara, probablemente fortuito y debido a los movimientos del animal al tratar de escapar, más que a una intencionalidad de golpear con la cola.

¿Qué es el "saetón" de Sierra Morena?

Animal mitológico que supuestamente habitaría algunas sierras andaluzas, cuyo aspecto y superpoderes varían mucho de unas historias a otras, pero que básicamente es una gran serpiente, muy venenosa, que vuela y ataca a las caballerías. La herpetofauna ibérica está muy estudiada como para que a los herpetólogos 'se les haya pasado' una serpiente de dos metros que vuela. No existe tal cosa. Probablemente en el origen de estas historias esté la observación de alguna culebra bastarda grande descolgándose de un árbol o un exceso de alcohol en sangre.

¿Qué es el "alicante"?

Animal del folclore popular muy venenoso en cuya descripción nadie se pone de acuerdo, aunque lo suelen describir como algún tipo de serpiente.

Las culebras escupen veneno

Falso. Ningún ofidio ibérico escupe nada, ni veneno ni saliva. Aunque existen algunos elápidos de otras regiones del mundo que sí pueden lanzar chorritos de veneno a los ojos de sus atacantes.

Las culebras pican con la lengua

Falso. La lengua bífida la utilizan para oler. Cuando una culebra saca y agita la lengua lo único que está haciendo es olfatear el aire o el suelo. La lengua es blandita y completamente inofensiva.



Estas son algunas leyendas muy populares, pero la lista podría ser larguísima, pues pocos animales despiertan tanto la imaginación de la gente, y arrastran tantas supersticiones y calumnias como las pobres culebras, que a fin de cuentas no son otra cosa que lagartos sin patas. Quien conozca otras historias y quiera compartirlas, es libre de hacerlo en los comentarios.

La realidad es que las culebras son animales de carne y hueso, sin poderes sobrenaturales o intenciones malignas, que cumplen un importante papel en el equilibrio de nuestros ecosistemas, actuando como depredadores de pequeños animales, como los roedores, y siendo a su vez presas de muchos otros animales, que en la actualidad están sufriendo la transformación del medio y la consecuente pérdida de hábitats favorables, los atropellos masivos en carreteras y la incomprensión de la gente. Si vemos una culebra lo único que debemos hacer es dejarla en paz. Incluso las víboras son completamente inofensivas si no las molestamos (siempre cabe la posibilidad de no verla, pero entonces es un accidente, similar a pisar un clavo, y no una maldad intrínseca del animal).

21 comentarios:

  1. Magnífica entrada. Aunque no resulte polícamente correcto decirlo, posiblemente parte de ese repudio y odio se deba al trato despectivo que se le da a estos seres en la cultura cristiana, en la Biblia especialmente.
    saludos,

    ResponderEliminar
  2. Muy buen post. Si ya en las escuelas se le diera esta tipo de clases al alumnado y se desmintieran uno a uno todos estos bulos, otro gallo les cantaria a nuestras serpientes ibéricas.

    Un saludo...

    ResponderEliminar
  3. Los ofidios sufren posiblemente la peor imagen publica junto con los políticos, solo que estos últimos se la merecen y las culebras no. Pero no solo entre la gente digamos desinformada, los medios de comunicación son los primeros que fomentan el sensacionalismo y amarillismo en el tratamiento de noticias sobre estos animales. Y también los políticos se dejan influir por este rechazo popular, solo así se explica las dificultades para incluir en las listas de especies protegidas al ofidio más amenazado de la fauna ibérica, la víbora hocicuda.

    ResponderEliminar
  4. Me ha encantado esta entrada, has tocado mi fibra sensible, que es la escama, felicidades!

    ResponderEliminar
  5. Muy buena entrada. Parece menitra que aún haya quien crea a pies juntillas estos "cuentos de abuela" y niegue la opinión científica, pero es que aún queda mucho por educar.
    Y estos blogs son excelentes para ello. Gracias.

    ResponderEliminar
  6. Y siguen saliendo nuevas y demenciales historias, como la de la pitón mascota que se estira junto a su dueño para medirlo y ver cuando se lo puede comer, en sus variadas versiones. Y la gente te lo cuenta como que le paso al amigo de un primo, y no sabes qué cara poner... lo esóterico vende más que la realidad, a pesar de que la realidad es suficientemente fascinante como para vender. Pero al menos la gente debería ser capaz de discernir lo que es realidad y lo que es pura fantasía...

    ResponderEliminar
  7. Por no hablar de los ecologistas que lanzan viboras desde helicopteros. En mi pueblo esta la base de hecicopteros de Palencia y en alguna discusion sobre ello en el bar a entrado el piloto y al preguntarle sobre el tema y negarlo se han callado, pero no se han convencido de la falsedad del rumor.

    ResponderEliminar
  8. Huy, los ecologistas y sus helicopteros, todo un subgénero. No hace tanto que se explicaba así la última de las plagas de topillos que asoló algunas comarcas castellanas, los lanzaban los ecologistas desde helicópteros para que las rapaces tuvieran alimento. Cuando era niño y en la escuela aparecían piojos, las madres afirmaban con rotundidad que los piojos los lanzaban desde avionetas los fabricantes de champú antipiojos. Claro, es fácil imaginarse a las flotillas de helicopteros ecologistas procedentes de inmensas instalaciones secretas de cría masiva de topillos y víboras, lanzando ejercitos de topillos con su pequeño casco y su pequeño paracaídas. Pero en el caso de las víboras la hipótesis es menos creíble, porque las serpientes no tienen brazos, así que... ¿cómo se ajustan las correas del paracaídas? ¿einh?

    ResponderEliminar
  9. En relación con leyendas sobre culebras, es interesante esta entrada y lo que cuentan en los comentarios de dicho post:

    http://www.celtiberia.net/articulo.asp?id=673

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que sepais todos, que mi padre, extremeño de la postguerra, y que se crió en el campo descalzo y con un tirachinas, me ha contado lo del encantamiento de la culebra de escalera, el pajaro en círculos y caer en las garras de la misma, por eso estoy en este post escribiendo, buscaba corraborar la historia de mi padre... un saludo

      Eliminar
  10. Creo que ya comenté, que las dos únicas veces, conscientemente, que me encontré cara a cara con serpientes,...


    ...me quedé clavada al suelo y al aire.




    No creo que fuese el que me hubiesen hipnotizado, pero sí, lo reconozco, estoy segura que fue el miedo que les tengo.



    Es un miedo infundado que no heredo, porque sé que mi madre es capaz de cogerlas con sus manos, pero también me cuenta, que desde bebé cuando estabamos de paseo por el campo (a veces, era más bien 'monte'), cuando se despistaba, porque es bastante confiada, e insisto, muy 'despistada', al recogerme de mis juegos para volver a casa, no era la primera vez, que 'alguna', siempre estaba a mi lado.



    La primeras veces que me lo contó, llegué a cogerle incluso un poco de manía,...a mi madre digo,... :).





    Me gustó mucho esta entrada.
    Muchas gracias.
    Besos y B.N.C.J.

    ResponderEliminar
  11. Buena entrada.
    No te imaginas la discusión que tuve un día con un par de personas -lo más increíble del caso es que tenían sus estudios- sobre el tema de la leche y las serpientes. Ellos emperrados en que sí era cierto que iban a mamás lactantes y podían matar a sus bebés?????? En fin, increíble.
    Gracias.

    ResponderEliminar
  12. Evidentemente sus estudios no versaban sobre ofidios... la asociación de las serpientes y la leche está muy extendida y habría que buscar un trasfondo simbólico, que daría para mucho, en el que simplificando demasiado la leche simboliza la pureza, la maternidad, y la serpiente, el "lado pecaminoso" de la mujer.

    La leche la producen las hembras de los mamíferos para alimentar a sus cachorros, los cuales durante su etapa lactante producen una enzima específica para digerir la lactosa.

    Las serpientes son reptiles, no tienen ninguna relación con los mamíferos ni con la lactancia, que lo confirme algún biológo o veterinario, pero sospecho que si ingirieran leche no serían capaces de digerirla.

    ResponderEliminar
  13. Muy chula la entrada...y muy clarificadora, sobre todo con el tema de las supersticiones :)

    ResponderEliminar
  14. Gracias. Esperemos que sea cierto lo que dices y clarifique algo la imagen tan negativa que la gente tiene de estos animales.

    ResponderEliminar
  15. algo muy interesantes para los investigadores

    ResponderEliminar
  16. Muy buena la entrada y lo clarito que lo expones, es una pena que aún haya gente que se crean estas cosas como las que cuentas aquí, saludos.

    ResponderEliminar
  17. son lo peores animales existentes y a mi hijo le mordio una y es horrible mi hijo estuvo apunto de perder la pierna.venezuela

    ResponderEliminar
  18. Yo he nacido en el campo entrae animales y vegetación. Y he visto muchas culebras y muchos pájaros me criado entre vacas cabras etc lo de la culebra mamando a la vaca lo he visto y el pájaro verlo venir del cielo a la tierra y ver que era una culebra la que lo atrajo por lo tanto eso puedo decir que es verdad antes de escribir cosas que no se saben ir más al campo y disfrutar de la naturaleza cuidarla

    ResponderEliminar
  19. Yo he visto tres enormes. una en Cubas de ls Sagra que ocupabs toda la carreters. Unos seis metros. Dos en El Escorial de cinco r seis metros aprox. En Zamors hay una expuesta de 6,10 metros

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si chagaguaceda,pero eso son boas o pitones,no son de aquí,y para Paco,te ha parecido ver eso,pero no es la realidad,no beben leche amigo

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...