Buscar en macroinstantes

martes, 4 de marzo de 2008

Malos tiempos para el escarabajo rinoceronte

Clase: Insecta
Orden: Coleoptera
Familia: Scarabaeidae
Género: Copris
Especie: Copris hispanus (Linnaeus, 1767)


Copris hispanus, el escarabajo rinoceronte estercolero
Sierra de Grazalema (Cádiz), febrero 2008.

En primer lugar es necesario aclarar que hay varios escarabajos rinoceronte diferentes.

Está el escarabajo rinoceronte Oryctes nasicornis, de la familia Dynastidae, de gran tamaño, relativamente abundante y que se ve con frecuencia bajo las farolas del alumbrado público, dando vueltas completamente desorientado por la luz de las bombillas. Este fenómeno se llama fototaxia positiva y afecta a una enorme variedad de criaturas nocturnas, que se ven irremediablemente atraídas hacia la luz donde suelen encontrar una amplia variedad de finales truculentos.

Luego está el que nos ocupa, el Copris hispanus o Escarabajo rinoceronte estercolero, de la familia Scarabaeidae, de distribución mediterránea y que como todos los escarabajos estercoleros está pasando en la actualidad por serias dificultades.

Estos escarabajos dependen del estiércol del ganado vacuno y equino para su supervivencia. Los adultos buscan una boñiga y cavan profundos túneles que conducen a una amplia cámara excavada en la tierra donde sepultan varias bolas de estiércol que servirá de alimento a sus larvas. En la excavación de la cámara de cría y elaboración de las bolas de estiércol participan el macho y la hembra. Una vez completado el trabajo y depositados los huevos en las bolas, el macho abandona el nido y emerge a la superficie a desperdiciar la poca vida que le queda bajo alguna farola, pero la hembra permanece en el nido subterráneo cuidando a sus retoños, manteniendo limpias de hongos las bolas de estiércol y eliminando las raíces de las plantas que osen invadir su cámara de cría. El naturalista francés Jean-Henri Fabre relató en detalle con su peculiar estilo las peripecias de estos escarabajos. Sus obras están disponibles en Internet en el francés original y traducidas al inglés. No las he encontrado en español.

El Principio del Fin

La mecanización de las zonas rurales supuso que los asnos, mulos, caballos y bueyes que tiraban de carros y araban la tierra fueran sustituidos por tractores diésel, de mayor fuerza física pero que no dejan montoncitos de estiércol a su paso. También el modelo de ganadería cambió, y las reses que pastaban en amplias áreas fueron recluidas en explotaciones de alto rendimiento donde los animales no andan (para que no pierdan peso con el ejercicio) y son alimentados no con hierba sino con piensos proteínicos de engorde rápido.

La desaparición del ganado en el campo (y por tanto del estiércol) supuso una brutal reducción de los efectivos de todos los escarabajos estercoleros y la extinción de muchas especies en extensas áreas. Solo algunas zonas de montaña, donde perviven restos de estas prácticas tradicionales mantienen precarias poblaciones de escarabajos, aisladas unas de otras, e insuficientes para garantizar el futuro de sus especies.

Hoy en día encuentran sus últimos refugios en las dehesas dedicadas a la cría de ganado bravo, destinado a los espectáculos taurinos, que se cría a la antigua usanza y donde las reses pastan libres en extensas áreas no cultivadas. En estos santuarios encuentran los escarabajos estercoleros un aplazamiento a su posiblemente inevitable extinción. Los polémicos festejos taurinos no pasan tampoco por su mejor momento, provocando protestas airadas en los colectivos de defensa de los animales, pero sobre todo una creciente falta de interés en el público en general, que prefiere otro tipo de espectáculos más propios del siglo XXI. El día en que la cría de reses bravas deje de ser rentable, todas esas fincas serán roturadas y dedicadas a cultivos. Y fotografías como ésta será lo único que quede de estos espectaculares escarabajos.

EPÍLOGO: El Copris hispanus, raro o desaparecido de muchos lugares de la mitad norte, es uno de los escarabajos estercoleros dominantes en la primavera del sur de la Península Ibérica. La foto está hecha en uno de los bonitos pueblos de la Sierra de Cádiz, donde en una sola calle había no menos de una docena de estos escarabajos, eso sí, concienzudamente pisoteados por la implacable zapatilla del Homo sapiens. Esto, que dice mucho del ser humano, no es un verdadero peligro para la especie. La alteración del ecosistema del que depende, sí lo es.

Buscando información en Internet para escribir estas líneas, he descubierto que en eBay es posible comprar cadáveres de Copris hispanus para colección al módico precio de 0,65 € la unidad más 6 € de gastos de envio.

12 comentarios:

  1. Buenas, estupenda entrada (que merecería salir en los telediarios en lugar de otras cosas).
    -Yo creo que habría que decir que antes de vivir de los animales domésticos vivía de los grandes herbívoros salvajes que en otro tiempo debieron ser razonablemente abundantes.
    -Lo de Fabre, más de una vez me he quejado de que nadie lo traduzca, tengo varias entradas. Es una pena.
    -Esa sierra en Cadiz es un paraiso, quien pudiera.
    -Lo de los cadáveres en venta, penoso. Esta coleccion que han anunciado a bombo y platillo no hará más que aumentar la demanda. Es un asco.

    ResponderEliminar
  2. Pregunta inocente e ingenua(creo): ¿los cadáveres los venden porque antes tienen la precaución de matar ejemplares vivos?

    Es terrible el tráfico de animales que hay hoy en día. Y lamentablemente internet, que tanto facilita algunas cosas, también se ha encargado de hacer más sencillo este tráfico maléfico.

    ResponderEliminar
  3. frikosal:
    - Cierto, pero para encontrar rebaños de uros o bisontes salvajes en Europa creo que tendríamos que montarnos en la máquina del tiempo y llenar bien el depósito, porque habría que ir muy, muy atrás en el tiempo, a la época en que pintaron los techos de Altamira por lo menos.
    - Pero supongo que en papel sí se habrán traducido las obras de Fabre al español ¿no?

    veruscio:
    me temo que sí, que antes de estar muertos están vivos, y son sacrificados para comercializarlos. Si mueren en la naturaleza, a no ser que los encuentres inmediatamente, son devorados por las hormigas, atacados por mohos o se secan y rompen rápidamente. Y los coleccionistas quieren ejemplares en perfecto estado. Para ello es necesario matar al insecto y desecarlo en las condiciones adecuadas.

    Incluso tengo dudas de que esa oferta sea legal en España, donde incluso para recolectar ejemplares con fines científicos es necesaria una autorización. No lo tengo muy claro, porque yo solo los fotografío y para eso no necesito autorización, creo...

    ResponderEliminar
  4. Si, claro hará mucho tiempo (bueno, ciervos no tanto), pero es que si no se dice parece que el estado natural del planeta es la agricultura/ganadería, y no es así. Esta idea del hombre de campo como jardinero y cuidador del ecosistema, que da de comer a los buitres y a estos escarabajos (y muchos otros) como subproducto de sus rebaños a mi no me parece que sea correcta, eso ya fue un grandísimo cambio. Al llegar a ese estadio ya debieron haber desaparecido muchos invertebrados.

    Lo de Fabre. No, ni en papel. La última edición en castellano creo que es del año 20 o así.

    ResponderEliminar
  5. ¿Nos quejamos de la desaparición de escarabajos, pero criticamos los colectivos antitortura de toros? No sólo de los toros viven los escarabajos...

    ResponderEliminar
  6. Aquí no se critica a los colectivos antitaurinos. El pinchar a un animal con cuchillos para ver cómo sangra es de bárbaros, debería ser tan anacrónico como las luchas de gladiadores, y califica a quien lo encuentran divertido.

    Pero no tiene nada que ver con la conservación de la poca naturaleza que queda. De hecho, parte de la poca naturaleza que queda está en fincas de propiedad privada que se han mantenido en un estado razonable de conservación gracias a que es rentable la cría de ganado bravo o los cotos de caza. Si los espectáculos taurinos desaparecen, desaparecerá el ganado bravo, eso es un hecho, y estas fincas pueden dedicarse a otros usos menos compatibles con la supervivencia de muchas especies silvestres. Ni más ni menos es lo que aquí se dice.

    ResponderEliminar
  7. aalguien sabe si en España hay escarabajos hercules o ciervo es que yo no he visto ni uno gracias

    ResponderEliminar
  8. El escarabajo hercules (Dynastes hercules) no vive en España, creo que es de sudamérica.

    Si por ciervo te refieres al escarabajo conocido como ciervo volante (Lucanus cervus), habita los bosques bien conservados del norte de España, aunque tenemos además otros lucánidos, como el ciervo volante menor (Dorcus parallelepipedus) o el Pseudolucanus barbarossa.

    ResponderEliminar
  9. tengo el jardin apestado de estos bichos que arruinaron todo el cesped! como los quito???
    yo_romys@yahoo.com.ar

    ResponderEliminar
  10. Es realmente una pena... quisiera que fuera otro pais tropical =D como donde esta el Dynastes Hercules ¡*-* ! Es Tremendamete Precisoo grade y el mas fuerte >:D en japon ai muxas variades que bontio =D incluso assen peleas de escarabajos rinocerones ( ES BOMNITO PORK NO SE HACEN DAÑO )

    ResponderEliminar
  11. Holas soy coleccionista de estos fabulosos insectos por llamarlos asi la verdad me encantan ... Quien me podria decir el precio del escarabajo rinoceronte y del escarabajo hercules ya que a mi coleccion quiero añadirles estos animalitos.......atte. Guerrero

    ResponderEliminar
  12. Estupenda entrada, es el sitio donde mejor información he encontrado sobre el escarabajo. Con tu permiso y el de la licencia Creative Commons, te cito en mi blog y te enlazo. Un par de imágenes de esta maravilla, mientras podamos :(
    http://www.charlymorlock.com/2013/04/copris-hispanus-hispanus.html

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...